Noticias

Abril 17 Posicionamiento sobre el paro de labores de maestros

POSICIONAMIENTO DE NUEVA ALIANZA

En Nueva Alianza desde que asumimos esta responsabilidad, como representantes populares, pero particularmente como representantes del gremio magisterial patentizamos y reafirmamos el compromiso que tenemos con los principios filosóficos del Artículo Tercero Constitucional y por tanto hemos pugnado por el fortalecimiento de la escuela pública.

Tenemos claridad de la importancia que reviste el que todos los sectores sociales asumamos la responsabilidad que nos corresponde para generar cada día una mejor educación para la niñez y juventud chihuahuense, respaldando la participación directa de alumnos, maestros y padres de familia en el hecho educativo.

El Sistema Educativo Estatal requiere que todos abonemos para mejorar nuestras escuelas y entre otras cosas es necesario invertir para dotar de más Infraestructura, la utilización de herramientas tecnológicas, alimentos para todos los alumnos y algo fundamental, maestras y maestros mejor preparados, con actualización y capacitación permanentes que se entreguen al cien por ciento a su vocación y brinden cuentas a la sociedad de su compromiso y entrega; pero también ellos requieren de lo mínimo elemental para en un ambiente de certidumbre mantenerse entregados a su vocación.

Es decir, el magisterio debe mantener su histórico compromiso por una mejor educación y tengo la seguridad de que está dispuesto a seguir haciéndolo, pero reitero, necesita reciprocidad para el cumplimiento de sus necesidades.

Muchos de los presentes son testigos de cómo hemos insistido para que a través del diálogo entre la autoridad educativa y la representación sindical legalmente constituida, se alcancen acuerdos que garanticen estabilidad laboral, prestacional y salarial para el magisterio.

En diferentes tonos hemos pedido que se les retribuya el trabajo realizado y se les garanticen las prestaciones legítimamente obtenidas a través de décadas de esfuerzo.

Ciertamente en la actualidad hay diversas disposiciones contenidas en las leyes emanadas de la reforma educativa, ellas norman el ingreso, la permanencia y la promoción de maestras y maestros, a la vez que obliga a la autoridad educativa a cumplir con acciones que fortalezcan a la educación en su conjunto.

El magisterio ha cumplido a cabalidad con sus obligaciones y en la evaluaciones a que han sido sometidos han dado muestra de que están preparados y con recursos propios lo siguen haciendo, sin embrago vemos con tristeza como la autoridad educativa no ha cumplido con ninguno de sus compromisos contenidos en las leyes.

En lo personal, nos tocó dirigir al gremio en tiempos de la reforma educativa, escuchamos una y otra vez y se nos prometió que ésta era para fortalecer al sistema educativo y llevar a México a otros estadíos y que todas las prestaciones del magisterio no solo se mantendrían intactas sino que se fortalecerían.

Con el Gobierno en turno, en mesas de diálogo se nos garantizó que ninguna prestación estaba en riesgo, incluso, firmamos un documento institucional en el que quedaban plasmados esos acuerdos y compromisos y en ningún momento se nos dijo lo contrario por los funcionarios de hacienda y educación, se empeñó la palabra y se signó con el Gobierno del Estado una minuta en esos términos el 28 de septiembre de 2013, asimismo, el 10 de septiembre de 2015 solicitamos formalmente se implementarán los mecanismos necesarios para que se estableciera el Sistema de Promoción en la Función para Incentivos del magisterio, todo ello sin afectación a las prestaciones vigentes, es decir, no fuimos omisos como algunos funcionarios lo han dicho para justificar su interpretación sesgada.

Con la llegada del actual Gobierno se le dijo a la dirigencia y a la sociedad que no había dinero en las arcas y a pesar de que los primeros afectados fueron obviamente los maestros quienes primero por decenas y después por cientos empezaron a dejar de percibir su salario se entendió la difícil situación, asimismo, a pesar de los compromisos de campaña que garantizaban todas las prestaciones, la interpretación cambió y de manera unilateral se empezó a difundir que con el nuevo amanecer habrían de quedar sin efecto, en pocas semanas un compromiso se convirtió en un aparente engañó y falta de solidaridad con un gremio entregado y abnegado.

A pesar de todo ello, la actual dirigencia sindical, ha atendido los principios básicos que como Organización Sindical tiene, bajo las facultades que posee como legítimos representantes de los intereses y derechos de los Trabajadores de la Educación, pero además, priorizando el compromiso de brindar una servicio educativo de calidad a niños y jóvenes chihuahuenses, que corresponda a los desafíos del momento actual.

Así mismo, en todo momento se han empeñado en construir una relación institucional de respeto y corresponsabilidad con las autoridades educativas, emprendiendo esfuerzos reales por construir desde el primer momento, de manera responsable, una agenda que atienda y compagine los intereses de los agremiados con los de las autoridades.

A pesar de ello, es necesario señalar y Ustedes han sido testigos, de que no se ha encontrado la respuesta esperada, en este trayecto nos hemos topado con la actuación de funcionarios que lejos de resolver los problemas que aquejan al magisterio estatal con soluciones reales, se dedican con una visión que no corresponde a la expresada por el Gobernador del Estado, a obstaculizar cualquier avance o solución posible.

De manera institucional se han trazado rutas, mecanismos o etapas de solución y lejos de atender los compromisos pactados reiteradamente se dedican a violentarlos.

Nuevamente, dejamos en claro nuestra posición, NO compartimos y reprobamos que se vulneren los derechos adquiridos y se limite por meses de un sueldo devengado a las familias de los maestros.

La historia nos remite a ejemplos muy claros de la lucha que los trabajadores han enfrentado por la defensa de sus derechos, el magisterio ha construido un gran patrimonio salarial y prestacional, que ha costado mucho a muchos, y no se permitirá que visiones de corte empresarial y criterios economicistas intenten vulnerarlo, mucho menos hacerles rehenes, lucrando con una necesidad, para intentar destruir por medio de algunos, lo que es patrimonio gremial.

Se tiene confianza en que la sociedad continúe siendo comprensiva, entendiendo las razones de las acciones que se están desarrollando y cómo ha ocurrido con la mayoría de los padres de familia, sigan brindando su respaldo al magisterio.

Es por ello que, después de encontrar el consenso al interior y tratando de sensibilizar a los padres de familia, a partir de hoy se desarrollarán en todo el Estado, diversas estrategias de lucha a corto y mediano plazo, encabezadas por la dirigencia sindical, expresando una vez más la disposición de construir acuerdos y soluciones pero también reiterando que mantendrán el derecho de llevar a cabo acciones con la contundencia que sean necesaria para alcanzar las demandas del magisterio de Chihuahua.

Esperamos, cómo ha ocurrido en otras ocasiones, la solidaridad de los integrantes de este parlamento para con las maestras y los maestros de Chihuahua.